News

https://www.facebook.com/fmmac999/

El Rojo se Copa

Independiente está en octavos de final de la Sudamericana: igualó 1-1 en Tucumán y, con el 1-0 de la ida, eliminó a Atlético. Próximo rival: Fénix de Uruguay.

Y la historia se repitió otra vez… Como en 2017, Independiente sacó del camino a Atlético Tucumán: 1-0 en Avellaneda, 1-1 en el José Fierro, para abrochar el pasaje a octavos de final de la Copa Sudamericana. ¿Terminará la historia consagrándose, como aquel equipo de Ariel Holan? Fase a fase. El próximo rival será Fénix de Uruguay (entre el 25/11 y el 2/12), definiendo en el Libertadores de América.

Fue un sólido partido del equipo de Lucas Pusineri. Golpeó primero con una buena jugada colectiva: centro de Menéndez -justo antes de salir lesionado-, que bajó Velasco y definió Silvio Romero. No fue goleada porque el Chino chocó varias veces contra Luchetti. Y si bien terminó otra vez con Sebastián Sosa como león del arco, tampoco fue que el Decano lo pasó por arriba. Hubo una buena tarea de la zaga Franco-Barboza (en especial en el segundo tiempo) y el tándem del medio, Lucas Romero-Hernández, también fue un relojito.

Con el 0-1 en la ida, y el 0-1 ahora en casa, era el local el que tenía que imponer las condiciones. Pero no fue hasta el segundo tiempo. Ya con el 1-1 alcanzado por Heredia, fue que los de Zielinski salieron más decididos a seguir descontando (precisaban dos goles más). Y fueron a la carga, con un delantero (Lotti) por un volante de marca (Mussis), por la inercia de la necesidad y con un sello de este equipo: abrir la cancha y meter centros a Toledo, Melano o el que se anime a ir a cabecear.

La situación llevó a que el Rojo, vestido de negro como en la ida, esperara alguna oportunidad para agarrar mal parado al rival. Pasó que los de arriba dejaron de manejar la pelota y cuando la tenían, la perdían fácil. Por eso, Pusi renovó el aire: Federico Martínez y Alan Soñora por Roa y Velasco. El uruguayo terminaría estrellando un tiro libre en un palo, tras manotazo de Lucchetti.

“Fue penal, fue penal”, le reclamó el DT del Rojo a Cunha -y ligó la amarilla- por una acción polémica: Lucchetti cruzó su brazo cuando el Chino lo intentaba gambetear. ¿Suficiente para derribarlo o el delantero provocó la caída? Difícil…

Y para los 15’ finales, llegó un nuevo show de Sebastián Sosa. Con lo que le quedaba de fuerzas y de ganas. Atlético buscó el milagro. Y el uruguayo tapó con la cara un mano a mano a Lotti, cortó con los pies cuando Toledo iba a definir, y se hizo dueño de cada pelota aérea… Con firmeza en tres partidos, se puede decir que Pusineri acertó con el reemplazo de Martín Campaña.

Como también acertó con un planteo que Pusi al Rojo en octavos. A soñar…